Consiste en el rastreo de diferentes puntos anatómicos con la polaridad norte de un imán de más de 1000Gauss. Al detectar un desequilibrio se procede a su regulación con un segundo imán de mas de 1000Gauss y de polaridad contraria. Pasados 10-12 min se despolarizan dichas alteraciones. De esta forma se revisa todo el cuerpo.

Después de 7-10 días se vuelve a proceder de la misma manera para para ver si los pares Biomagnéticos siguen corregidos y si ha surgido algún otro par nuevo.